645 039 935 (mañana y tarde) 696 477 187 (horario de tarde) info@psicologosevillaglikem.com

Terapia de Pareja en Sevilla

Consulta de psicología para parejas, adultos y adolescentes en Sevilla, Dos Hermanas, Alcalá de Guadaíra y Mairena del Alcor

Terapia de parejas

Las relaciones interpersonales pueden ser una gran fuente de satisfacción y también de malestar y tensión emocional. La forma en la que nos relacionamos con amigos, compañeros de trabajo, familiares, determinan en buena medida la estabilidad personal, el bienestar y las expectativas de futuro. Esto cobra especial importancia en el caso de la relación con la pareja, dado que una buena parte de nuestras actividades, alegrías y penas están asociadas a ella, y proporciona, cuando las cosas van bien, un intenso apoyo emocional y social. Sin embargo, mantener una relación de pareja satisfactoria y estable no siempre resulta fácil.

En los últimos años, el número de matrimonios disminuye y el número de divorcios aumenta.La terapia de pareja es eficaz en aquellos casos donde los problemas sean recurrentes y se mantienen en el tiempo. Estos problemas ocasionan malestar emocional y dificultan la convivencia en pareja.

Puede ocurrir que como consecuencia de disputas o desacuerdos previos se entre en un círculo vicioso donde predominan las discusiones y las conversaciones se centran en los aspectos negativos de la otra persona o la relación.

Nuestro enfoque de terapia de pareja en GLIKEM PSICOLOGÍA es el modelo de Terapia Integral de Pareja (TPI). La clave transformadora de la TIP respecto a los modelos anteriores (todos con evidencia científica) es la incorporación de la aceptación. La aceptación se entiende en este modelo como una alternativa para las parejas con conflictos graves y se postula como un método o vehículo para que los problemas que padecen se conviertan en el medio para lograr una mayor proximidad, intimidad, compasión y comprensión.

5 + 8 =

Esquema del transcurso de la Terapia Integral de Pareja

TERAPIA DE PAREJA

Primera sesión conjunta

Sesiones individuales de evaluación

Sesión conjunta de devolución y valoración

Sesiones conjuntas de tratamiento

¿Qué tipos de terapia de parejas hay?

Las relaciones interpersonales pueden ser una gran fuente de satisfacción y también de malestar y tensión emocional. La forma en la que nos relacionamos con amigos, compañeros de trabajo, familiares, determinan en buena medida la estabilidad personal, el bienestar y las expectativas de futuro. Esto cobra especial importancia en el caso de la relación con la pareja, dado que una buena parte de nuestras actividades, alegrías y penas están asociadas a ella, y proporciona, cuando las cosas van bien, un intenso apoyo emocional y social. Sin embargo, mantener una relación de pareja satisfactoria y estable no siempre resulta fácil.

En los últimos años, el número de matrimonios disminuye y el número de divorcios aumenta.La terapia de pareja es eficaz en aquellos casos donde los problemas sean recurrentes y se mantienen en el tiempo. Estos problemas ocasionan malestar emocional y dificultan la convivencia en pareja.

Las relaciones de pareja no son para nada simples. No basta con quererse, sin más, sino que se ha de mantener un correcto equilibrio entre intimidad, pasión, respeto y compromiso.

Las relaciones más sanas son aquellas en las que la comunicación es fluida y permite que ambos miembros puedan crecer, juntos y en paralelo, manteniendo cada uno su propio espacio. Y es que, si bien es importante tener un proyecto en común, no lo es menos no renunciar por la pareja a las propias metas. Cuando uno de los dos cede su independencia y olvida sus objetivos personales, puede acabar siendo un lastre para la relación por no sentirse realizado.

No es raro que en un contexto tan complejo aparezcan conflictos a lo largo de una relación, cuando aparezcan la pareja deberá afrontarlos para seguir adelante. Si no lo pueden superar por sí mismo, entonces tendrá que recurrir a la terapia de pareja. Esta ayuda profesional por parte de psicólogos expertos ha salvado muchas relaciones y matrimonios. No importa cual sea el problema, para cada pareja existe un tipo de terapia específica que ayuda a solucionar el conflicto.

¿Qué es la terapia de pareja?

La terapia de pareja es un recurso que utilizan cada vez un mayor número de personas para resolver las complicaciones que pueden surgir en el ámbito de las relaciónes sentimentales.

Los procesos de convivencia no son fáciles, en ocasiones aparece malestar por una o ambas partes, siendo causa de desgaste en la pareja. Técnicamente, la terapia de pareja es un procedimiento llevado a cabo por un profesional para superar la situación de conflicto y mejorar la relación de las parejas.

Como norma general, las personas, dentro de un contexto sentimental, suelen intentar solucionar los conflictos por ellas mismas, por lo que es habitual tardar un tiempo en acudir a la terapia, cuando ya ven que no pueden hacerlos por ellos mismos, pero no quieren terminar la relación. Lo correcto es acudir en cuanto se note que existe una tendencia negativa en este malestar, antes de llegar a un mal estar generalizado.

Estas sesiones son muy útiles tanto para tratar de resolver diferentes tipos de conflictos como para aliviar tensiones que pueden llegar a convertirse en un problema en el futuro. Lo ideal es no esperar a que la pareja se distancie en exceso para que arreglar la situación sea una tarea más sencilla.

La terapia de pareja no es un algo homogéneo que se aplica de igual modo como fórmula mágica a todas las relaciones. Existen diferentes corrientes de pensamiento que han desarrollado distintos enfoques y cada uno de ellos puede ser más o menos útil en dependencia del problema a tratar y el carácter de los protagonistas. Normalmente el experto seguirá la corriente que crea más apropiada o una mezcla de varias.

Uno de los objetivos que se persigue con este tipo de terapia es localizar qué es lo que está causando insatisfacción y encontrar medios para dilucidarla y resolver los conflictos.

Principales causas para ir a terapia de pareja

Los principales motivos que llevan a una pareja a acudir a terapia son la infidelidad, mala convivencia, problemas o ausencia de comunicación, celos, dependencia emocional, disfunciones sexuales, problema de fertilidad, ausencia de un proyecto en común, falta de implicación por alguna de las partes, discrepancias en la educación de los hijos, eventos traumáticos…

Tipos de terapia de pareja según su paradigma

Los problemas planteados y muchos otros pueden tratarse desde muy distintas perspectivas teóricas y prácticas. Vamos a ver a continuación algunas de las más utilizadas.

Terapia de pareja psicodinámica

Este tipo de terapia de pareja llevada a cabo desde la perspectiva psicodinámica se centra en el tratamiento de los conflictos producidos en la infancia que tienen una repercusión en la aparición de problemas de la pareja en el momento actual. Se analizan en esta terapia los mecanismos de defensa y la proyección en el otro de los propios miedos.

Terapia de pareja sistémica

Este tipo de terapia de parejas es uno de los más utilizados y, por tanto, de los más conocidos. También se aplica a las terapias de familia. En este tipo de enfoque la relación de pareja se ve como un sistema abierto en el que se produce un intercambio de roles, normas y relaciones. La mayoría de problemas que se tratan con esta corriente están vinculados a la falta de comunicación, la ausencia de empatía hacia los problemas del otro o la aparición y mantenimiento de roles fijados que provocan sufrimiento.

Terapia de pareja cognitivo-conductual

La terapia cognitivo-conductual es una de las más reconocidas en la actualidad. Su enfoque está vinculado a las cogniciones, las expectativas, las creencias y pensamientos de cada sujeto, así como a los comportamientos que se derivan de ellas. En este tipo de procedimientos se trabajan las diferencias en relación a las expectativas de la pareja y / o la presencia de conductas generan sufrimiento para alguna de las partes. Se trabajan situaciones en las que se da el predominio de un miembro de la pareja sobre otro, un control excesivo o un bajo refuerzo mutuo.

Terapia de pareja humanista

La terapia de enfoque humanista es menos conocida que las anteriores. Desde esta perspectiva se busca se busca que los miembros de la pareja desarrollen todo su potencial, y se derriben roles prestablecidos para que pueda llevarse a cabo el autodescubrimiento de sí mismos. Este tipo de procedimiento considera que el desarrollo de la individualidad de cada miembro de cada miembro de la pareja va a posibilitar que la unión entre ambos sea más fuerte.

Otros tipos de terapia de pareja

Además de las terapias vistas con anterioridad basadas en el paradigma del que se parte, hay muchas otras que parten de estos mismos paradigmas, pero con diferentes formas de conceptualizar y llevar la terapia.

Por poner un par de ejemplos esclarecedores, existe la terapia focalizada en las emociones. En este tipo de terapia se busca la mejora del vínculo afectivo de la pareja a partir de la expresión emocional y la superación de círculos viciosos de emociones negativas o reprimidas. Otra terapia es la Integral, basada en la aceptación y compromiso de la situación problemática, que puede darse cuando se sufre un padecimiento de un trastorno crónico.

Para problemas específicos, también existe un amplio abanico de terapias concretas. Por ejemplo, cuando un determinado aspecto de la relación no va bien, se necesita una terapia que se centre en esa faceta. Es lo que ocurre cuando existen problemas en la intimidad, y se necesita una tratamiento enfocado en el plano sexual de pareja para tratar este tema y solventarlo.

CONTACTO

Si desea realizar alguna consulta, póngase en contacto con nosotros a través del e-mail o por el teléfono 645 039 935 .

Avenida de la Buhaira número 5 segundo A (Sevilla)

Teléfono de contacto 645 039 935

Email de contacto info@psicologosevillaglikem.com

LLÁMANOS